Jornada de Traducción e Interpretación – Facultad de Derecho – UBA – IAPTI

Published 2009-10-01

Jornada de Traducción e Interpretación – Facultad de Derecho – UBA

El miércoles 23 de septiembre se realizó la Jornada de Traducción e Interpretación en la Facultad de Derecho de la UBA.

Las disertaciones estuvieron a cargo de Santiago Murias, Aurora Humarán y José Luis Villanueva Senchuk, destacados profesionales con vasta trayectoria en las áreas de traducción e interpretación. El público, de más de ciento cincuenta personas,  estuvo compuesto por estudiantes de distintas instituciones ?algunos, alumnos de los panelistas? y profesionales.

Se trataron temas relativos al ejercicio de la profesión desde un lugar de responsabilidad, compromiso y ética. Los tres expositores presentaron sus experiencias e incentivaron a los alumnos para que valorizaran sus estudios y dignificaran la profesión. Se debatió sobre la realidad del mercado actual, donde muchas veces se imponen honorarios irrisorios que desprestigian y desfavorecen la labor de los traductores e intérpretes. Se destacaron las formas adecuadas de introducirse en el mercado luego de haber obtenido el título y los recursos más convenientes para comenzar el ejercicio de la profesión.

Las presentaciones resultaron muy interesantes y amenas, y el público respondió con un cálido aplauso a las charlas de los tres expositores. No faltaron las risas, las caras de asombro y un gran interés por las disertaciones, que estuvieron muy bien organizadas y se caracterizaron por contener información muy útil, concisa y clara. La labor de los expositores fue impecable.

El broche de oro quedó en manos del intérprete José Luis Villanueva Senchuk, quien con su característica cuota de humor, concluyó, entre risas y aplausos, la Jornada a la hora de cierre prevista.

Cabe destacar el desempeño del grupo de estudiantes encargado de Lecciones y Ensayos, revista académica de la Facultad de Derecho, que se ocupó de la organización. Ellos iniciaron la Jornada, presentaron a los disertantes y concluyeron la actividad. Todo se desarrolló en un marco de cordialidad y de respeto que reinó en el salón tanto por parte de los disertantes como de los asistentes.

Se llegaron a conclusiones muy interesantes que nos gustaría nombrar. En primer lugar, es evidente que el respeto y la ética entre colegas y compañeros es el pilar fundamental para ser un buen traductor o intérprete, y para revalorizar la profesión. En segundo lugar, se destacaron la formación académica en el área de traducción e interpretación que se ofrece en la Argentina y el nivel de profesionalismo de los colegas del país. Luego, se concientizó a los alumnos sobre las prácticas evitables y los caminos por recorrer para comenzar a ejercer la profesión. Se fomentó cobrar honorarios dignos y denunciar a aquellos ?colegas? que quieren explotar alumnos o profesionales recién graduados. Se presentaron herramientas, foros, recursos e ideas para lograr insertarse en el mercado laboral con profesionalidad, moralidad y ética. Finalmente, a modo de respuesta a la pregunta presentada en el título de la Jornada, los panelistas expresaron que sí se puede vivir de esta profesión y que, incluso si los estudiantes y colegas se esfuerzan para alcanzar sus metas, pueden llegar a convertirse en destacados profesionales.

 

Andrea Cruz